* Acceda al contenido completo de la noticia o artículo en la fuente de origen a través del enlace que podrá encontrar al final. El texto a continuación es sólo un pequeño extracto o avance del mismo.

Las administraciones públicas suspenden la asignatura conocida como ´transformación digital` y, aunque siguen recurriendo a la externalización, se fían menos de las multinacionales del sector TI, para apoyarse preferentemente en proveedores locales y, sobre todo, en los operadores de telecomunicaciones.Este es uno de los hallazgos del estudio elaborado por el Observatorio Vodafone de la Empresa 2020 en el apartado que dedica a las AAPP españolas tras evaluar el impacto de la Covid-19 y la adopción del teletrabajo. Las diferencias con las empresas privadas son notables y, pese a los avances logrados, las dificultades vividas durante la pandemia han puesto en evidencia sus debilidades.

Daniel Jiménez, director general de Vodafone Business España, lo resumió con elocuencia al presentar el estudio: “es comprensible que las AAPP se muevan contra el ciclo, porque su actividad no depende tanto de la marcha de la economía sino de la cantidad y calidad de los servicios que prestan a los ciudadanos”. En 2020 se dio una circunstancia excepcional: casi una cuarta parte del sector público vio incrementada su actividad – el caso más ejemplar fue la Seguridad Social, un 50% – pero casi una tercera parte tuvo que reducir sus procesos, en particular los ayuntamientos, con un descenso a la mitad de su actividad normal.

Fuente: www.norbertogallego.com

Ir al artículo original